Aprendamos a ser fuentes de información responsables

26 02 2012

Con el uso de las TICs los usuarios no sólo son receptores de mensajes elaborados, también  pueden elaborar sus propios mensajes y decidir la secuencia de la información a seguir, establecer el ritmo, cantidad y profundización de la información que desea y elegir el tipo de código con el que quiere establecer relaciones.

No sólo a través de las redes sociales y del inmenso universo de internet se recibe información o es un espacio para publicarla, el uso de las Tics también abarca los teléfonos móviles. Piense como era cinco años atrás cuando usaba su teléfono móvil para llamar, recibir llamadas y mensajes de texto. Ahora, estos dispositivos también sirven para transmitir información masiva y recibirla de manera inmediata.

Cuanta información he recibido a través de mi Blackberry de manera inmediata. Desde chistes de buen y mal gusto y también la información que otros usuarios de mi red consideran que es verdad y simplemente la publican y envían a todos sus contactos sin tomarse el tiempo de revisar si es correcta o no.

Mensajes como “Amenaza de atentados en Cali, recomiendan no salir a sitios públicos”, o “amenaza de bomba en Unicentro”, o”robo de automóvil con placas XXX”. En ocasiones, cuando he recibido estos mensajes enviados por mis contactos, les pregunto si confirmaron la veracidad de esta información. La respuesta es que lo recibieron y así mismo lo enviaron sin preguntarse lo que puede generar en quien la lee y después darse cuenta que no era cierta, pero igual, pareciera que no importara.

Al parecer, es como si pensaran que por tener acceso a toda la información del mundo nadie les puede engañar. Se dice que la información es poder, pero la información también puede generar pánico, malos entendidos, reacciones inesperadas y con la rapidez al acceso a la información que nos da las Tics no sólo debemos aprovechar esta ventaja de información al instante que antes no teníamos, también debemos ser responsables con lo que recibimos a través de estos medios y con lo que publicamos.

La cantidad de información a la que tenemos acceso ahora de manera inmediata nos permite tener varias miradas de una situación y así construir nuestra propia versión, pero siempre hay que tener claro que un email, un link en Facebook, un Pin por el Blackberry o cualquier página web no son suficientes para creer cualquier información.

  Quienes estudiamos Comunicación, nos enseñaron que la fuente debe confirmarse, que lo se publica debe ser verdad. Esto, no sólo aplica para medios formales, hoy también debemos aplicarlo en lo que escribimos en nuestras redes sociales, comentarios, mensajes de texto, e mail y todo tipo de medio de comunicación que utilicemos, ya no es necesario trabajar en un periódico para que nos lean, sólo es necesario tener acceso a las Tics.

Esta es un invitación a ser responsables con lo que publicamos y ser críticos con lo que recibimos, hoy somos fuentes de información y con ella podemos construir versiones de la realidad.

Esta entrevista a Andrés Monroy Hernández, experto en redes sociales de nuevas tecnologías, ofrece una visión clarificadora del tema. Periodismo virtual: “Como con la televisión o la prensa, es saludable ser crítico con las redes sociales”.

http://www.msemanal.com/node/4917

Anuncios